¿La factura de la luz sube y sube? Quizá sea porque tu aire acondicionado está prendido un gran rato o porque lavas tu ropa con agua caliente. Nosotros te damos los mejores consejos para que ahorres toda la energía posible.

1. No abuses del aire acondicionado: este maravilloso producto que nos salva del calor del verano puede ser bastante perjudicial para tu cartera. Te proponemos que no lo apegues, sino que te pongas ropa ligera y no le bajes tanto a la temperatura.

    2. La luz led tu mejor amiga: los focos de luz led son extremadamente ahorrativos. Pueden ahorrar hasta un 80% en el consumo de luz.


      3. Electrodomésticos conectados: sabemos que hay electrodomésticos como el refrigerador que deben estar conectados en todo momento. Pero hay otros que son sólo vampiros de energía. Puedes optar por desconectar cafeteras, cargadores de celular, computadoras e incluso centros de entretenimiento o televisiones.

        4. Gadgets ahorrativos: la era da la tecnología ya está aquí y hay que aprovecharla, ya es posible comprar pequeños paneles solares que utilicen energía solar y no energía eléctrica.


          5. Cortinas y alfombras: el frio y el calor pasan a través de ventanas y suelos así que adquirir cortinas y alfombras para eliminar los puntos fríos puede suponer un ahorro de hasta un 25% en la factura de la calefacción.